Buenos días!!!

Al comienzo del otoño os auguré diciendo que este invierno, no sé porque, me iba a dar por el negro y a día de hoy si echo la vista atrás es una verdad como un templo.

No suelo vestir con un color, es decir, tengo mi color preferido como supongo que cualquiera de vosotr@s, pero no ando vistiendo siempre con él. Y de verdad lo de esta temporada me sorprende bastante, jajjajaa. Sin haberlo hecho queriendo me han salido así un montón de looks, la mayoría de negro y blanco.

Este vestido midi en cuadros vichi de Zara, es uno de mis preferidos, me pasaría todos los días con el, porque a parte de ser cómodo, elegante y muy a la moda, su estilo me encanta. Las mangas son justo por debajo del codo con unos volantes nada pretenciosos o que llamen mucho la atención, lo justo para darle un toque que te sea novedoso, al igual que el de la falda. En el cuello a cada lado esta abotonado con unos botones dorados muy cukis.

Como soy friolera, ya lo sabéis de sobra y no me cansaré de decirlo hasta que llegue el verano, lo conjunté con una camiseta básica negra, unas medias muy tupidas y abrigadas negras y unas botas altas sin tacón, para darle al vestido más notoriedad.

Una combinación nada arriesgada pero perfecta para el día a día que nos hace salir de los básicos como los jeans o los conjuntos de dos piezas.

¿Que os parece?

Feliz comienzo de semana.

Besosssssssss

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *